Seleccionar página

Un compuesto químico basado en la anatomía humana permitirá la ‘autorreparación’ de las grietas en las pantallas móviles.
Investigadores británicos crean un nuevo material ‘autorreparable’ que podrá incorporarse en las pantallas de los smartphones -teléfonos móviles inteligentes- en los próximos cinco años. El material, originalmente destinado a las alas de los aviones, tiene la capacidad de rellenar las pequeñas grietas que se formen en la estructura de la misma forma que la sangre humana forma una costra curativa en las heridas superficiales.
El producto está integrado por diferentes compuestos químicos a base de carbono que, al aparecer la grieta, produce miles de esferas microscópicas reparadoras que se pegan a sus bordes. Este moderno sistema de tecnología ha sido desarrollado por un equipo de la Universidad de Bristol de Inglaterra, dirigido por el químico Duncan Wass, y presentado recientemente en una reunión de la Royal Society en Londres.
Fuente: Madri+d
Ver noticia completa